Realiza tus compras sin complicaciones

Llega enero junto a un año nuevo y una lista de propósitos por cumplir. Es un mes de resaca física y mental, donde los excesos decembrinos dejan mucho qué pensar: se acaban las vacaciones, los niños vuelven a la escuela, acabamos algo endeudados y agobiados por los aumentos -tanto de peso como de impuestos-. No obstante, aún queda otra excusa para celebrar y pasarla bien en familia, además de mantener viva una tradición mexicana que a todos nos encanta. Partir la rosca, beber chocolate caliente y abrir regalos es algo que nunca deja de disfrutarse, por eso a continuación te damos algunos consejos sobre cómo sobrellevar esas compras para el día de Reyes Magos sin que la cuesta de enero te pese tanto.

1.- Ser modestos con los regalos.

Una de las cosas buenas, es que la tradición indica que sólo niños deben recibir regalos. Ya tuviste tiempo de lucirte con los regalos en navidad y, para esta ocasión, puedes identificar las habilidades y gustos de tus hijos o niños a quienes vayas a regalar; trata de ser original, puede ser algo que estimule sus habilidades didácticas o artísticas y, desde luego, una artesanía o regalo hecho por ti mismo nunca está mal visto.

2.- Día de la convivencia.

No podemos olvidar que el 6 de enero es un día que ve más allá de recibir obsequios otra vez, se trata de convivir con la familia y compartir charlas al calor de un chocolate caliente y la deliciosa rosca. Después de fijar el lugar donde se reunirán, pueden llegar al acuerdo de repartir entre todos las cosas que se van a necesitar ese día, para que de esta forma la carga de la celebración no caiga en los bolsillos de unos pocos.

3.- Rosca hecha en casa.

Otro razón del por qué se puede tener una reunión amena, es atreverse a hacer las cosas por cuenta propia. Puede resultar muy fácil acudir a una tienda o panadería y comprar la famosa Rosca de Reyes, pero ¿qué tal si esa rosca es hecha por la familia? Pueden reunirse, comprar los ingredientes y seguir un recetario en donde todos participen al preparar la rosca. Esto ayudará al momento de ahorrar dinero y, además, ¡podemos obtener una rosca personalizada con los ingredientes que más nos gusten!

4.- Más vale prevenir.

Supongamos que tuviste la fortuna de encontrar el muñeco en el pedazo de rosca que te tocó, ahora estás en el compromiso de ofrecer tamales y champurrado a tu familia el próximo 2 de febrero Día de la Candelaria. Para este día, puedes ofrecer a tu familia una reunión más modesta a comparación con navidad o la fiesta para fin de año; recuerda que lo importante es convivir, pasarla bien y sobre todo comer tamales. Tienes casi un mes para ahorrar y prepararte para el día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *